¿Cómo debemos aproximarnos de Dios?

“Jehová se aparecerá hoy a vosotros” Levítico 9:1 – 10:3

El centro de la historia de Levítico 9 es “el fuego”. Es usado para quemar la ofrenda, pero también es el agente de juicio cuando el “fuego divino” responde al “fuego extraño”.

Levítico 10:1-3 nos cuenta que los dos hijos de Arón: Nadab y Abiú, vieron que cayó fuego del cielo sobre el altar y que consumió el sacrificio, y que todo el pueblo estaba alegre. Entonces tuvieron una idea. Nadab le dijo a Abiú: “¿Por qué no hacemos nuestro propio ritual de la gracia?”. Abiú le respondió: “¡Qué buena idea!”. Los dos agarraron sus incensarios y pusieron brasas dentro de ellas. Venían cantando y marchando, felices, cuando de repente… todos gritaron: “¡fuego, fuego!”. Nadab y Abiú fueron consumidos por el fuego que Dios envió sobre ellos. Trajeron un “fuego extraño” (v.10:1) que Dios no pidió.

Agregaron “algo más” a lo que Dios había establecido. Y cuando trajeron esa “novedad” para celebrar la gracia de Dios - sin permiso - se derramó el “fuego divino” sobre ellos. Es triste ver que Arón estaba ahí, y vio a sus hijos consumidos por el fuego.

¿Qué nos enseña este texto? Aproximarnos de Dios sin que nuestra vida esté cubierta con la sangre del “cordero de Dios que quita el pecado del mundo”... ¡es “fuego extraño”!  
Posted in
Tagged with , ,

Related Posts

No Comments